in

Lo Amo!Lo Amo!

Mostrando Frutos

Devocional en audio “Amanecer con Cristo” de Diciembre 10, basado en el Libro Mesa de Fe

Matutina Colosenses 3:12-15
Vespertina 1 Pedro 1:5-8

Tenemos en casa un par de árboles frutales que cada año nos regalan de manera muy generosa sus ricos frutos. Hoy en la mañana mi madre me comentaba que las ramas del damasco están totalmente dobladas pues el peso de sus frutos hace que se inclinen, y que en un par de días es necesario comenzar con la cosecha. Mientras conversábamos de eso, ella me refirió un proverbio árabe, que reza así: “Los tallos de trigo inclinan su cabeza porque Dios los ha bendecido con abundantes granos. Las cizañas se elevan altaneras sobre el trigo porque están vacías de grano”.

Esta analogía la encontré notable y me hizo reflexionar sobre la soberbia que a veces, o muchas veces nos tienen capturados, ese sentimiento de superioridad que nos hace elevarnos sobre el resto, pero en el fondo no hay nada porque sentirse superior, pues carecemos de frutos o de esas cualidades por las cuales dar ejemplo y orientar a los demás. Como la higuera de la parábola que durante mucho tiempo no daba frutos, y ante la posibilidad de ser cortada, el viñador propuso cavar a su alrededor, echarle abono y darle un año más de plazo para que diera frutos. Así es posible que pase el tiempo sin nosotros dar frutos dignos de los hijos de Dios. Pablo habló a los Colosenses, “Para que vivan de manera digna del Señor, agradándole en todo. Esto implica dar fruto en toda buena obra, crecer en el conocimiento de Dios, y ser fortalecidos en todo sentido con su glorioso poder” (Col 1:10)

Jesús nos habló así: “Yo soy la vid y ustedes son las ramas. El que permanece en mí, como yo en él dará mucho fruto…” (Juan 15:5)

-A. S.

La abundancia de frutos nos hace humildes y sencillos, la ausencia de frutos, altivos.

Veterano

Written by Paola Peña

Soy una joven cristiana, servidora de Jesucristo. De nacionalidad colombiana. Alegre, sencilla, divertida. Soy una mujer romántica felizmente casada y muy enamorada. Madre de tres hermosuras, mi misión: predicar el evangelio y llevarlo a todas partes y te invito a través de esta página #NoLoDejesEnVisto a que tú también seas un portador de buenas nuevas!!!

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comentarios

0 comentarios

What do you think?

1 punto
Upvote Downvote

Fortaleza Espiritual

La Voz Del Silencio