in

Lo Amo!Lo Amo!

LAS LÁGRIMAS

Devocional en audio “Amanecer con Cristo” de Abril 2, basado en el Libro Mesa de Fe

Matutina Isaías 25:8-9
Vespertina Apocalipsis 7:15-17

Aunque muchos recomiendan las lágrimas como medicina para las tensiones que el ajetreo de la vida nos va dejando, yo no estoy de acuerdo con sus opiniones.
Mi experiencia personal, es que cuando he tenido que llorar más mal me he sentido, pues me queda un sabor amargo en la boca y mucha tristeza en el corazón. Por eso prefiero evitarlas.
Cuando el Señor me toca y la divina influencia de su santo Espíritu me mueve al llanto, me gusta derramar lágrimas de gratitud por las bendiciones que diariamente Él nos da en su bondad. Y también cuando temo haber ofendido a la Divina Trinidad, con pensamientos o acciones que le deshonren, entonces sí que lloro hasta sentir el suave y dulce manto cubriéndome con su perdón sublime.
El Salmista David menciona muchas veces frases con estas: “Fueron mis lágrimas mi pan de día y de noche”. “Mis huidas haz Tú contado”.
“Pon mis lágrimas en tu redoma”. Parece que a pesar de tener un corazón tierno, le tocó la mayor parte del tiempo estar siendo perseguido por sus enemigos.
No me gustan las lágrimas y espero ansiosa el día que se cumpla la promesa gloriosa, cuando el mismo santo Dios las enjugará.

-Mirta Almeida

Allá no más dolor, solo habrá justicia, paz y gozo por el Espíritu Santo.

Escrito por Paola Peña

Soy una joven cristiana, servidora de Jesucristo. De nacionalidad colombiana. Alegre, sencilla, divertida. Soy una mujer romántica felizmente casada y muy enamorada. Madre de tres hermosuras, mi misión: predicar el evangelio y llevarlo a todas partes y te invito a través de esta página #NoLoDejesEnVisto a que tú también seas un portador de buenas nuevas!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

LUCHA POR TU PREMIO

QUE TUS OBRAS LO MUESTREN